Monday, April 09, 2007

300 CHINOS METIDOS EN UN AVIóN


Viajar con chinos es realmente una tortura. Cuando se concentran cientos de ellos en un espacio reducido puede suponer que llegues a odiar a la especie amarilla. Que por qué?

1. Los chinos tienen por costumbre escupir a todas horas. Y claro, no por viajar en avión lo van a cambiar. Así es que "se confirma", a tu lado puede ir sentado un chino escupiendo con “cierta frecuencia” en el sobrecito de papel, ese que nos dan por si sentimos necesidad de vomitar. Y claro, a tí te entran ganas de usarlo también pero para devolver, del asco que te da y del revuelto de estomago que comienzas a sufrir.

2. Los chinos son gente social por naturaleza (por llamarlo de algún modo) y claro, no paran de hablar entre si. El problema viene cuando todo un avión de chinos no para de hablar y hablar en voz alta y además en ese idioma tan estridente que es el mandarín. Consiguen ponerte la cabeza como un baúl.

3. Los chinos se pasan las normas por donde les parece. Aquello de las normas están para no cumplirlas aquí realmente se lo toman muy, muy en serio. Así es que eso de apagar el móvil durante el vuelo… En fin… brilla por su ausencia. Bien puede pasar que el avión este despegando y un chino siga mandando mensajitos por el móvil. O que el avión no haya terminado de aterrizar y todos ellos, en serie, empiecen a encender sus móviles… y como cuando llegas a una nueva ciudad siempre te llega un mensaje de bienvenida al móvil, el avión se convierte en un festival de pitidos de mensajitos, a cada cual mas estridente.

4. Los chinos viajan con mogollón de equipaje. Solo les falta llevar gallinas y la cesta de los huevos. Su equipaje de mano es una autentica barbaridad. Así es que claro, comienza la pelea para encontrar hueco para tu equipaje de mano, ya que los chinos lo han ocupado todo…

5. Los chinos son impacientes a más no poder. Así es que, como buitres, intentan llegar los primeros al avión para poder invadirlo todo con su equipaje de mano. Hay clavadas de codos, pisotones, empujones… así es que o te unes a la costumbre del lugar o te quedas el ultimo y sin espacio para tu equipaje de mano.

6. Como son tan impacientes, cuando el avión esta aterrizando, en cuanto las ruedas tocan pista todos los malditos chinos del avión se levantan para ir sacando su equipaje de mano de los arcones. Es de coña… en ese momento es cuando empiezas a pensar: “se le va a caer la maleta en la cabeza… le va a abrir una brecha…”. Pero no, tienen tanta afición por hacer esto que son verdaderos expertos del equilibrismo y no se les cae la maleta por mas frenazos y giros que de el avión… y tú esperando que por fin alguno se lleve un golpe y escarmiente y nada… Así es que los muy buitres ya están con su equipaje de mano y preparados en la puerta del avión para salir antes de que tu te hayas desabrochado el cinturón de seguridad…

A estas costumbres chinas hay que añadirles las costumbres de las compañías aéreas chinas, que no son menos interesantes:

1. La comida que te ofrecen es china al 100 por 100. Es decir, salvo que estés muerto de hambre no es recomendable probarla. Los snacks que te sirven son del estilo de manitas de pollo secas, medusa con gelatina… en fin, guarrerias de esas que a ellos les vuelven locos y a ti te distorsionan la vista y el estomago.

2. Si pretendes echar una cabezadita en el avión lo llevas claro. No porque los chinos no paren de hablar, que suele ser el caso. Si no porque además la compañía aérea se encarga de tenerte entretenido durante todo el vuelo. Así es que si estabas deseando sentarte en el avión para por fin descansar y cerrar los ojos, LO LLEVAS CLARO!!! Comienza la diversión!!!

Hay varias alternativas: a) o te ponen la tele a toda leche con programas de humor amarillo, chorras a mas no poder y hablando en chino (lo cual mezclado con las conversaciones de los chinos hace que te vuelvas loco del todo) y todo ello sin posibilidad de que cada pasajero con sus cascos decida si quiere oírlo o no. Te jodes, porque lo vas a oír te guste o te disguste, para eso es suyo el avión y LA TELE!; b) o a la azafata le da por agarrar el micro y subastar un billete de avión de vuelta, con todos los chinos pujando; c) o una azafata (con pinganillo Madonna en la boca) comienza a hacer una “demo” de cómo hacerse un masaje de cabeza y todos los chinos al mas puro estilo Eva Nasarre repiten al unísono.Y 1, y 2… ahora todos juntos!!! La azafata, de pie, brazos arriba masajeándose la cabeza, girando la cabeza de un lado a otro, arriba-abajo…. Y todos los chinos, muy calladitos (ahora sí todos en silencio) repitiendo como loros… que formalidad repentina, ay que fastidiarse, ya podía haber empezado antes la azafata!!

3. Los altavoces de los aviones tienen un volumen desmesurado y cada vez que dicen algo pegas un bote del asiento que casi te golpeas con el techo. Es impresionante, hacen lo imposible por no dejarte descansar.

Así es que todo esto junto, hace que el viaje se conviertá en una autentica pesadilla. Y cuando aterrizas, todavía queda lo peor, para bajar del avión aun te queda pelearte con 300 chinos cargados de cajas y maletas….


RECOMENDACION: comprate unos cascos y llevalos siempre en el bolsillo. Cuando se concentran mas de 5 chinos en un espacio reducido y te ves atrapado, sabrás valorarlos para AISLARTE DE TODO.

1 Comments:

Blogger urantian said...

Un clásico!!

9:43 AM  

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home